Este foro usa cookies
Este foro hace uso de cookies para almacenar su información de inicio de sesión si está registrado, y su última visita si no lo está. Las cookies son pequeños documentos de texto almacenados en su computadora; las cookies establecidas por este foro solo se pueden usar en este sitio web y no representan ningún riesgo de seguridad. Las cookies en este foro también rastrean los temas específicos que ha leído y la última vez que los leyó. Por favor, confirme si acepta o rechaza el establecimiento de estas cookies.

Se almacenará una cookie en su navegador, independientemente de su elección, para evitar que le vuelvan a hacer esta pregunta. Podrá cambiar la configuración de sus cookies en cualquier momento utilizando el enlace en el pie de página.

Bienvenido, Invitado
Tienes que registrarte para poder participar en nuestro foro.

Nombre de usuario
  

Contraseña
  





Buscar en los foros

(Búsqueda avanzada)

Estadísticas del foro
» Miembros: 459
» Último miembro: LaysaB91
» Temas del foro: 1.586
» Mensajes del foro: 27.593

Estadísticas totales

Usuarios en línea
Actualmente hay 29 usuarios en línea.
» 0 miembro(s) | 29 invitado(s)

Últimos temas
Los más deseados para 201...
Foro: Novedades y noticias
Último mensaje por: Cabromagno
06:23 PM
» Respuestas: 1
» Vistas: 16
Aprendamos una palabra nu...
Foro: Taller Literario
Último mensaje por: Cabromagno
12/12/2018 10:43 AM
» Respuestas: 42
» Vistas: 5.468
[Fantasía] Dayana 2.0
Foro: Tus historias
Último mensaje por: JPQueirozPerez
11/12/2018 02:00 AM
» Respuestas: 1
» Vistas: 83
Cuentos y novelas cortas ...
Foro: Taberna Literaria
Último mensaje por: Yandrak123
05/12/2018 12:25 AM
» Respuestas: 1
» Vistas: 68
mmorpgs
Foro: Alrededor de la red de redes
Último mensaje por: Yandrak123
05/12/2018 12:23 AM
» Respuestas: 9
» Vistas: 559
Libros útiles para escrit...
Foro: Taller Literario
Último mensaje por: JPQueirozPerez
03/12/2018 10:37 PM
» Respuestas: 16
» Vistas: 1.201
Libros difíciles de conse...
Foro: Colecciones, Sagas, etc.
Último mensaje por: aravan
01/12/2018 01:48 PM
» Respuestas: 0
» Vistas: 66
Relatos y/o Novelas corta...
Foro: Taberna Literaria
Último mensaje por: FrancoMendiverry95
29/11/2018 10:10 PM
» Respuestas: 4
» Vistas: 205
Ha muerto Stan Lee
Foro: El noveno arte
Último mensaje por: Zarono
29/11/2018 04:08 PM
» Respuestas: 3
» Vistas: 115
Intros de la infancia
Foro: El noveno arte
Último mensaje por: Zarono
29/11/2018 04:04 PM
» Respuestas: 18
» Vistas: 310

 
  Buscando Beta Readers.
Enviado por: Ricardo Corazon de Leon - 18/08/2018 09:44 PM - Foro: Fuera de tema - Sin respuestas

Hola, compañeros. Ya hace mucho que no venia por acá a visitar.

Pues les cuento que después de muchas noches de desvelo, días calurosos, mucho machacar mi teclado y provocarme cayos en los dedos, al fin e terminado mi libro. Pero como escritores que somos, la cosa no termina aquí. Lo difícil ya se supero, y ahora falta la cuestión técnica y critica. Cosa que no puedo lograr por mi mismo. Es por eso que vengo solicitando su ayuda. Necesito beta readers. Críticos literarios. Para ayudarme a dar el ultimo paso.

"Mi libro es de fantasía épica. Tres años de dedicación. Cuenta la historia de Elric Rezderan, ex-lider de la compañía de mercenarios de los lobos grises. Es una historia llena de acción, venganza, aventura, intrigas, misterios y sorpresas. Lo mejor que e escrito hasta ahora".

Cualquier interesado estaré al pendiente de esta publicación, o envíenme mensaje.

De antemano muchas gracias, estimados compañeros.

Imprimir

  Detector de plagios
Enviado por: Iramesoj - 11/08/2018 04:48 PM - Foro: Taller Literario - Respuestas (1)

Por si a alguien le interesa:

http://plagiarisma.net/

Si te registras puedes usarlo varias veces cada día, pero hasta el día siguiente no puedes volverlo a usar (salvo que pagues). Espero que os sea útil

Imprimir

  El manjar
Enviado por: Celembor - 07/08/2018 07:58 AM - Foro: Tus historias - Respuestas (3)

Este es un ejercicio de escritura que se convirtió en un relato corto.



Lo cierto es que he de utilizar toda mi fuerza de voluntad para no abalanzarme sobre la comida. Eso sí, no puedo evitar pasar la lengua por los labios y chasquear suavemente, anticipándome al banquete que me espera. Todavía está caliente, todo un lujo en los tiempos que corren.
Saco mis cubiertos de un pequeño bolso que todavía conservo y los coloco a mi lado. Hubiese preferido comer sobre una mesa, como antes, pero desde luego no hay ninguna cerca. Coloco la cucharilla de postre a mi lado y rasgo el tenedor contra el cuchillo varias veces, produciendo ese incómodo sonido de metal contra metal. Antes no lo podía soportar, se me erizaban los pelos de todo el cuerpo y me entraban ganas de estrangular a alguien. Ahora ya no me produce ninguna molestia. Es más, siento un extraño placer al hacerlo, ya que lo asocio con la comida.
Pincho la carne con el tenedor y corto un trozo de muslo con finura. La sangre brota con suavidad y se desliza por la piel. Llevo el pedazo cortado hasta la boca y lo saboreo. Es como si fuese la primera vez; siempre es como si fuese la primera vez.
Mientras mastico y engullo observo el cuerpo de la mujer. No debe de llevar ni una hora muerta. Toda una suerte para mí. Corto otro pedazo y lo degusto. Carne fresca… es tan difícil conseguirla, y no digamos no tener que compartirla.
Mis impulsos me llevan a mirar su rostro y lo que se esconde dentro de ese cráneo tan bien formado. Desgarro la ropa y dejo los pechos al aire. Hace unos años lo que tenía entre las piernas seguro que se hubiese puesto tieso como un mástil, pero se me debió caer en algún momento.
Pincho el pezón con el tenedor y corto alrededor con el cuchillo bien afilado; me encanta esta parte más dura. Al brotar la sangre me dejo llevar por mis instintos y me permito un pequeño capricho: me abalanzo sobre la el pecho ensangrentado y succiono y succiono hasta dejarlo seco. Este pequeño arrebato ha mellado mi voluntad. Siempre que dejo que mi naturaleza salga acaba por hacerse con el control.
Debo apresurarme antes de que lleguen los demás, no tardarán en olerlo. Pincho su ojo con el tenedor y lo extraigo, no sin algunas dificultades, tras cortar el nervio óptico cuando ya está fuera. Muerdo el ojo con fuerza; me gusta notar cómo estalla en mi boca y se desparrama su interior. Me recuerda a esa sensación de morder una uva. Mientras mastico con calma dejo el tenedor junto a la cucharilla y cojo ésta con los dedos pulgar e índice. La introduzco en la cuenca vacía del ojo y machaco con fuerza hasta dejar una pulpa. Noto como el ansia rompe mis barreras de voluntad, una a una, de forma implacable. El verdadero manjar está a unos segundos de distancia.
Meto los dedos de la otra mano y retiro la musculatura que me oculta el postre. Vuelvo a introducir la cucharilla y remuevo en el interior, machacando el todavía duro cerebro. Si pudiese, salivaría.
El deseo irrefrenable que me invade me indica que estoy cerca de sucumbir.
Con el pulso tembloroso extraigo la cucharilla llena de pulpa cerebral y me la llevo a la boca. Ah, esto es el éxtasis. Me deleito con esta explosión en mi interior. Un sabor indescriptible, una sensación embriagadora. Vuelvo a introducir la cucharilla y extraigo otra porción. Delicioso.
Y antes de sucumbir por completo al ansia devoradora me reafirmo en lo que siempre digo: ser un necrófago no tiene por qué estar reñido con la buena educación.

Imprimir

  Relatitos idiotas.
Enviado por: Alhazred - 26/07/2018 06:56 PM - Foro: Tus historias - Respuestas (6)

Hola a todos, espero de corazon que esteis muy bien y tengais una vida sexual activa (y si no, siempre os podeis unir a una secta incel). Hoy vengo para compartir con vosotros algo muy importante: relatos muy gilipollas. Son ideales si habeis nacido con un bajo cociente intelectual o simplemente no os da la gana de usar funciones cognitivas complejas. Suelo escribirlos en el telefono mientras espero por el autobus. Sin mas, ahi va uno. Espero que os guste.

***

Matildo Pizzarelli era un muchacho de 14 años y estaba en clase comiendose un sandwich en el comedor de la escuela, cuando de pronto entreoyó una conversacion entre dos de sus compañeros:
-Wachin, ¿sabías que un pene de menos de 15 cm es considerado pequeño? -dijo uno.
-¿En serio wachin? Qué onda boludo. Menos mal que mi pija es mas grande que eso che.
-Y la mia tambien pelotudo.
-Sí, man. ¿Por qué hablamos con jerga argentina si somos españoles??
-No sé wey. No mames.
Matildo entonces se puso colorado. ¿Y el suyo? Hasta entonces nunca se habia planteado el tamaño de su preciado falo. Siempre asumió que era de un tamaño normal. Un sudor intenso le empezo a caer por la frente. Con aire dubitativo, se saco una regla de medir de la mochila y la observó detenidamente. No estaba seguro de si su pene superaría los 15 cm. De hecho, y este pensamiento le hizo sentir un intenso frío bajándole por la espalda, no estaba seguro de si su pene siquiera llegaría a esa medida. Rápidamente, metió la regla en su mochila, recogió sus cosas, y salió corriendo de la escuela dando aspavientos como un pato.
¿Tendria el pene enano? La sola interrogante le producia una deshazón terrible. Pudo ver a traves del reflejo de una ventana que su rostro se habia tornado muy palido. Pensó en irselo medir al baño en ese mismo momento, pero corría el riesgo de que alguien lo descubriera. No le quedaba otra opcion. Debía saltarse las clases e irse a su casa para resolver la duda. Debía saber la verdad sobre sus gonadas.
Volvió a observar la regla. Quizás lo tuviera de 16 cm, ahora que lo pensaba. Definitivamente no lo tenia de 20, ni tampoco de 18. Pero tras observar más detenidamente, lo cierto es que 16 le parecía mucho. Debía de ser de 15, o... ¡ quizás menos! Sintió un nudo apretandole el estomago mientras se subía al autobus de regreso a casa. ¿Cuánto le mediría?
-Es solo 1,75 -dijo el conductor.
-Que!? -grito Matildo con voz chillona de chimpancé recien nacido al que han sodomizado -¡No, no es cierto!! ¡Es más grande! ¡Es más que eso, más que eso, más que eso! ¡Es al menos 15!
Matildo no se dio cuenta de que estaba agarrando al conductor del autobus por el cuello de la camisa. El hombre lo miraba desconcertado.
-¡De acuerdo, de acuerdo! Si quieres pagar 15, por mi no hay problema.
Matildo le dio el dinero y se sentó mientras le daban espasmos y observaba a su alrededor con ansiedad. Tenía que ser de 15. Tenía que serlo. Más le valía. No se le ocurría nada peor que tener el pene pequeño. Quizas morir hervido en aceite mientras te hacen tragarte tus propias tripas y te sodomizan con un poste de telefónica fuera ligeramente peor. Había tres cosas que Matildo consideraba las peores cosas del mundo: 1) lo dicho anteriormente. 2) tener el pene enano. 3) ser calvo. 4) tener un bajo IQ. 5) Ver morir a un hijo y a toda tu familia debido a un holocausto atomico que destruyó a toda la poblacion.
Mientras el autobus avanzaba, Matildo empezó a relajarse. Bien pensado, se estaba dejando llevar por su paranoia. Seguramente lo tenia de 16, o puede que incluso cercano a 17. Su actitud pesimista le hacia recordar su pene más pequeño de lo que era. Tenía que ser eso.
Cuando bajó del autobus, corrió a su casa como una madre que recibió la noticia de que sus bebés han sido secuestrados y van a ser quemados vivos y solo dispone de unos segundos para salvarlos. Tenía los ojos tan abiertos que apenas le quedaba frente, y estaban inyectados en sangre. También le salia espuma por la boca, y el corazon le latía con tanta fuerza que parecia un *introducir simil idiota aqui*. Finalmente llego a casa.
Entró en su cuarto y de una sola zancada alcanzó el escritorio. En uno de los cajones tenia guardada una regla de medir mucho más precisa que la de la escuela. Lo abrió con manos tan temblorosas que hizo que toda la mesa empezase a sacudirse con la brutalidad propia de si hubiera un terremoto de grado 10. Finalmente, no sin horror, se hizo con la cinta.
-Es la hora de la verdad.
Trato de decir, pero tal era el panico que sentía, que solo logró pronunciar unos balbuceo ininteligibles de ultratumba. Se bajó los pantalones, luego los canzolcillos de Bob Esponja; tiro de la cinta y se la puso encima de su erecta pilila.
-NOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
-Cariño, estas bien? -oyo a su madre decir.
Pero Matildo no tenia fuerzas para responder. Se tiro en el suelo y empezo a tener un ataque epileptico. Se meo encima, y tambien se cagó, y vomitó, y se dio de cabezazos con mucha fuerza contra el suelo mientras se revolvía en sus propios desechos.
-¡¡¡Tengo el macho-chocho pequeño!!!! -gritó con voz de sodomita.
-Por cierto, Matildo, ya te llegaron los resultadoa de tu IQ -dijo su madre-. Lo tienes de 50.
-NOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO
-Ah, y tambien encontre una foto de tu abuelo -continuó su madre-. Mira, ¿lo ves? Era calvo. Eso significa que tu también lo serás.
-NOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO OOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

Imprimir

  ¿Qué le pasa a la fantasía épica? Una aproximación crítica
Enviado por: KeepCalm - 24/07/2018 03:43 PM - Foro: Taller Literario - Respuestas (20)

Últimamente he estado viendo en distintas publicaciones por todo internet a gente barruntando la idea de que la fantasía épica se encuentra en una especie de crisis creativa, o que no da ya más de sí, o cosas así.

A ver, frena.

La fantasía épica lleva en una crisis creativa aproximadamente desde que Tolkien terminó El Señor de los Anillos, porque esta obra condicionó por completo a la gran mayoría de sucesoras. No es que antes no existiera ningún tipo de literatura fantástica, ni elementos sueltos que luego acabaron recalando en la Tierra Media. Es una cuestión más bien de dialéctica.

En tiempos de carracuca, existía una serie de factores que podíamos encontrar aislados en algunas historias escritas o de tradición oral, así como modelos temáticos que iban dependiendo del pensamiento dominante en cada época. Por ejemplo, a comienzos de lo que en historia se acota como Edad Moderna, que no es ni más ni menos que una de las fases finales del feudalismo, lo que imperaba era una lucha entre la línea heredera del idealismo platónico y los sectores más cercanos a lo aristotélico, pero siempre con una aspiración cultural hacia la Antigüedad Clásica (por eso lo del Renacimiento y tal), el orden, el humanismo y toda esa morralla. En esta época encontramos un tratamiento del mito con una orientación a lo "racional". En la etapa siguiente, con una burguesía mucho más desarrollada, en posición de legitimarse a través del arte, lo que vemos es una apelación al sentimiento, a conmover, a la devoción. Racionalización del mito, construcción lógica de los personajes, sublimación a través de lo emocional...

En la literatura existen referencias así. El recurso cervantino de la sátira, el espejo costumbrista ante la locura heroica del Quijote; el romanticismo tétrico e intensito de Zorrilla... Shakespeare y las grandes pasiones (amor, celos, envidia, rencor) como leitmotiv de sus personajes.

Pero vamos, que me lío. La cuestión es que mitos, cantares, novelas de caballería, viajes orficos y homéricos, ya existían antes, pero en Tolkien se unifican, se oponen entre sí y se superan, para crear un paradigma de narrativa fantástico-épica. El camino del héroe queda sellado, la variedad de razas, escenarios, enemigos e intereses se codifican; y tras este hito asistimos a un sinfín (palabra que no sé si existe como tal) de historias de fantasía épica con elfos, gnomos, goblins, trasgos, orcos, enanos, reyes malvados, elegidos, princesas, dragones, esa cosa que te salva en el momento más inesperado, alguna espada legendaria, palabras inventadas (es muy gracioso ver a reputados actores británicos recitar absurdos trabalenguas cuando interpretan a hechiceros en las adaptaciones cinematográficas de estas obras). Y de vez en cuando tenemos magníficas excepciones, muchas veces debido a vueltas de tuerca de este tipo de historias (Ursula K Le Guin narrando con maravillosa indefinición el asesinato de un dragón y con auténtico fervor el combate de su héroe con el verdadero antagonista de su obra, sus demonios internos; o un brujo rivio llamado Geralt revisitando la "mitología" de la fantasía tradicional) y otras centrándose en otro tipo de conflictos (George muchaserres Martin, por ejemplo).

Parece que hay una cuestión que domina la reproducción de este panorama, lo cual es más sencillo de ver de lo que parece, si nos hacemos una inesperada pregunta: ¿cuáles son los modos de producción que imperan en este tipo de obras?

La importancia de esta pregunta es mucho mayor de la que se le puede suponer. Piensa que quieres escribir una novela de fantasía épica, tienes en la cabeza un mundo perfecto para que esta historia tenga lugar. Pues bien, ¿cómo funciona ese mundo? ¿Cuál es la situación de la inmensa mayoría de sus pobladores? ¿Cómo se relacionan entre sí? ¿A qué están sometidos, por quién y cómo? ¿Por qué no han sido capaces o no han sentido la necesidad de alterar el statu quo hasta que aparecen tus protas? No hace falta que el lector se lea un tratado de economía política previo a tu historia, pero tú tienes que saberlo, porque de eso depende que tu historia sea viable o no (y me refiero a coherencia interna, no a montar a lomos de un dragón para alancear a tus enemigos).

En Canción de Hielo y Fuego, por ejemplo, sí encontramos una definición clara de un imperio colonial de marcado corte feudal, con algún reino satélite que ejerce de fuerza protoburguesa (oh mi querido Banco de Hierro de Braavos) emergente. Claro que todo este entramado bien definido parece que va careciendo de importancia a la luz de un inminente apocalipsis de muerte y frío que te cagas. Martin se desenvuelve entre las tensiones internas de las distintas capas de la clase dominante de Poniente, así como el desarrollo de sus personajes; y la creciente amenaza externa.

¿Pero cuál es el modo de producción en El Señor de los Anillos? ¿Es una oposición entre el aparente centralismo colonialista de Mordor y la autarquía de una serie de colonias aisladas con dinámicas internas de reinos medievales? Se entiende una historia con estas características, dentro de un escenario medieval, debido a las propias dinámicas internas del feudalismo, en el que la propiedad es ostentada por estos señores feudales por derecho de conquista, y no solo implica la tierra, sino que engloba también a los súbditos. Tolkien presenta una dicotomía en la que diferencia entre unas gentes sencillas gobernadas por una nobleza justa y atractiva, con un horrible esclavista con un ansia por acumular tan poderosa que le consume; en una espiral que nos recuerda de forma bastante lejana a aquella idea predominante del Cantar de Mío Cid, "qué buen vasallo sería, si tuviera buen señor". Es una historia de buenos y malos, que es fácil de trasladar a la mentalidad de la época, con una burguesía que "retomaba" el poder tras el empuje del fascismo, que tenía muy presente esa misma premisa. Si ayer mismo el Ejército Rojo hubiese tomado Berlín y neutralizado a Hitler, la epicidad de una serie de figuras heroicas envueltas en una lucha contra el mal me resultaría muchísimo más seductora de lo que me resulta a día de hoy, porque somos esclavos de nuestras condiciones materiales.

El mismo argumento no se puede "repetir" ad infinitum porque no va a causar siempre el mismo impacto, con el añadido de que pierde cada vez más cualquier imagen de novedad.

Del mismo modo que un escenario como el de la Guerra Fría puede mostrar en la Espada y Brujería un sector de la cultura de masas perfectamente capaz de representar los miedos y las histerias de la sociedad capitalista, con un guerrero habilidoso que se enfrenta a lo mágico, lo desconocido, lo lejano. El propio cine lo reflejó, George A. Romero mediante, en las películas de zombies, como una vía de escape al terror provocado por la peligrosa tecnología soviética (es curioso que a día de hoy el mensaje hegemónico sea el contrario, pretendiendo mostrar el bloque socialista como un territorio baldío y atrasado frente a la hiperdesarrollada y cosmopolita sociedad capitalista... ¿alguien se acuerda de Rocky contra Iván Drago?).

La cuestión es que lo que consideramos Alta Fantasía se enquista en repetir escenarios-plantilla (y tu novia sin sacar y la basura de erasmus) con fotocopias de terribles nigromantes, emperadores, generales... frente a humildes héroes que recorren como corderitos su camino de elegidos™ y triunfan frente al mal. Ya de paso, con el constante papel pasivo de los personajes femeninos frente al Héroe. Muchas veces presenciamos auténticas escenificaciones de las fantasías íntimas de los autores (Christopher Paolini, no me refiero a ti, tranquilo... bueno, sí, a quién vamos a engañar).

¿Y cuál es la amenaza? ¿Cuál es la estructura de esas sociedades? ¿Qué cambia para la amplia mayoría de sus personajes inventados que se siente en el trono el rey malo o el rey bueno? Es fácil recurrir a una representación idealizada de lo medieval, sin llegar a desarrollar poco más que un breve esbozo del triunfo del feudalismo sobre el esclavismo trasladado al papel. Hay una inmensa mayoría de "extras" que se limitan a estar, porque no valen para nada más que como figurantes, mientras un pavo va por ahí dando mandobles o lanzando bolas de fuego (porque POR PUTO SUPUESTO que tiene poderes de algún tipo) para dar un golpe de estado que ni al autor le interesa en qué resultará una vez consumado.

Hay historias que me recuerdan a un capítulo de una serie que no es santo de mi devoción actualmente, así que no pienso ni mencionar su nombre, en el que los personajes, muy aficionados a En Busca del Arca Perdida, descubren que la película habría tenido exactamente el mismo final si Indiana Jones no hubiese aparecido en ella. Otras, sin embargo, están forzadas más allá de los límites de la coherencia interna para que solo se puedan resolver de una manera, y por forzar fuerzan incluso los elementos medievales (como ese colegio en el que toman apuntes con pergamino y tinta pese a suceder la trama en plenos años 90 y existir tanto los cuadernos como los bolígrafos).

La fantasía épica funciona cuando se convierte en una obra de contenido alegórico, cuando inspira y fluye para cumplir con un cometido: FANTASEAR. Puede reflejar un aspecto de la realidad transportado a un mundo ficticio, pero para ello debe estar representado de forma veraz. Las ficciones distópicas de sociedades postcapitalistas con una forma de gobierno neofeudal, además de cargar con un mensaje ultraliberal, no reflejan absolutamente nada más allá de un descontento inconexo y difuso; y lo mismo sucede con los mundos caballerescos de cartón piedra.

Para la fantasía épica, en consecuencia, solo quedan dos vías posibles:

1- La evocación estética de nuevas formas, ya sea a lo Patrick Rothfuss (una historia en retrospectiva, hipersubjetiva y con una imaginería distinta) o la novela de Ana Katzen (antigua forera) de la que fui beta reader, que fue un soplo de aire fresco en este sentido (además de estar genialmente escrita).
Pros: De este modo la histora se convierte en una conexión directa entre autor y público, de un modo más personal y con un contenido más lírico; y especialmente con una gran cantidad de elementos a descubrir.
Contras: Es una vía que acabará por sobreexplotarse, al igual que las abiertas por anteriores personitas innovadoras, por lo que hay que hacer un ejercicio creativo que puede salirse de madre y que no se lo trague ni un otaco.

2- Un salto en la composición del mundo en el que se desarrolla la historia, cambiando el modo de producción feudal, o alegoría lejana del fascismo, como statu quo a alterar, por el modo de producción capitalista. Explorar el avance de las clases que componen la sociedad que se está creando para dar lugar a nuevos escenarios, con nuevos problemas y nuevas necesidades que los personajes deben resolver.
Pros: ¿No sería interesante una sociedad homóloga a la que formaban los hobbits de la Comarca, pero viéndoselas con una invasión imperialista que agosta sus cosechas y drena sus ríos? ¿O los efectos de esa típica entidad imperial tras llegar a un punto en el que la sobreexplotación de la naturaleza ha herido de extrema gravedad numerosos rincones de ese mundo? ¿Cómo actuarían todos esos "figurantes" si se les dotase de la autonomía suficiente para hacerlo?
Contras: Demasiada ambición puede condenar esa hipotética obra a no poder ser acabada en la vida. Además, los intereses y la visión del mundo de cada autor marcarán claramente el modo en el que se desarrollen esos nuevos escenarios. Las formas de expresión están sujetas a los intereses dominantes o dominados, de modo que el mensaje subyacente siempre va a ser o bien para perpetuarlos o bien para confrontarlos. Tiene más futuro pegar una faja a la enésima fotocopia y poner que su autor es considerado por la crítica el nuevo Tolkien.

P.D.: Aquí lo podéis visualizar en Patreon: https://www.patreon.com/posts/20292741

Imprimir

  [Ciencia-Ficción] Vigilantes de la perpetuidad
Enviado por: Celembor - 13/07/2018 04:56 PM - Foro: Tus historias - Respuestas (3)

Hooooola a todos,

Sí, han pasado algunos años desde que me dejé caer por el foro. ¿Significa este relato que voy a volver? Me gustaría pensar que sí. Me alegrará hablar con viejos conocidos.
Pero de momento un relatito de ciencia ficción que escribí hace un par de años. Todas las opiniones serán bienvenidas.


Z-M43 tenía toda su atención puesta en las señales que le llegaban a través de los paneles de plasma. A diferencia de otros organismos menores, no disponía de órganos de visión, sino que percibía por toda su superficie gran parte del espectro de radiación electromagnética (infrarrojo, ultra violeta y luz visible) como vibraciones que se desplazaban por el agua enriquecida en la que habitaba. Como todos los celuloides, su cuerpo ovalado estaba cubierto por pequeños filamentos que utilizaba tanto para desplazarse como para absorber alimento. Su color en aquellos momentos era de un cyan apagado, indicando que estaba concentrado en su tarea vital.

En la sala de observaciones había cientos de celuloides como él encomendados a la misma tarea: la vigilancia. Todos captando y analizando imágenes y señales mediante sus sensibles cuerpos, pegados a los paneles, y con colores más o menos uniformes.

Nada hacía sospechar que aquella no fuese a ser una jornada de observación tan aburrida como cualquier otra. En alguna ocasión detectaban falsos positivos o incluso alguna alerta de amenaza menor, que era neutralizada sin demasiada expectación. Nada grave.

Z-M43 iba apagando su color a medida que transcurría su jornada. Captaba y analizaba datos del sector Pentacor, formado por una galaxia espiral de unas 434245 millones de estrellas variables, según las redes neuronales. No era de las más grandes, pero requería de mucho tiempo captar y analizar cada uno de sus componentes. Tanto tiempo que Z-M43 solo podría completar un 0,34% de esa galaxia antes de morir.

Los sistemas de vigilancia les pasaban las captaciones de astros, estrellas, satélites y cometas de cada uno de aquellos sistemas solares integrados en Pentacor, todos tan distintos y a la vez tan iguales.

Fue en esa jornada rutinaria cuando algo captó su atención. En uno de aquellos planetas le había parecido percibir una tenue luz en su cara oscura. Podría tratarse de organismos fosforescentes, pero toda luz en la cara oscura de un astro debía ser analizada exhaustivamente. Calculó la trayectoria y el ángulo respecto de su punto de observación y solicitó señales observables desde otros puntos.

—¿Ocurre algo, Z? —vibró U-M09, el supervisor.

—Seguramente nada importante. Puntos luminosos formando redes en la cara oculta de un astro en Pekep-Pentacor —contestó Z con una suave vibración. Nada en su color hacía notar preocupación, pero el supervisor cambió ligeramente su tono a cerúleo y pidió que se enviaran esas señales a su panel.

Las imágenes desde otros puntos tardaron un tiempo en llegar. Mientras, Z fue haciendo ampliaciones con lo que ya tenía para ir trabajando sobre ello. No le gustó lo que notó y un mal presentimiento empezó a tomar forma en su interior.

Los puntos luminosos en aquel astro formaban una red que recorría su superficie de un polo a otro. Eso no era bueno. Demasiado extenso para ser una forma de vida primitiva fosforescente, aunque en la inmensidad del Todo se podían encontrar organismos de lo más extraños.

Llegaron nuevas imágenes, tanto las de distintos puntos de observación como las ampliaciones. Una de las ventajas de percibir las imágenes desde diferentes localizaciones era que se captaban también a distintas distancias, con lo que la luz tardaba más o menos tiempo en viajar y ser captada, ofreciendo información sobre diversos momentos en el tiempo.

No, definitivamente, aquello no era bueno.

Poco a poco el color de Z fue variando hasta tomar el aspecto de un azul cobalto, lo que transmitía una profunda preocupación. En cambio, el supervisor U-M09 había pasado ya al verde y tenía pinta de que llegaría hasta el amarillo.

—Supervisor, por los datos interpreto que hay un organismo que ha conseguido crear luz artificial en un tiempo excesivamente bajo. Las imágenes llegadas de puntos más lejanos muestran que en menos de un ciclo han iluminado medio planeta. —Sabía que la luz artificial era un indicativo sobre el camino evolutivo que había tomado aquella especie y debían de volcar sus recursos en averiguar todo lo posible antes de adoptar una solución—. No captamos señales identificables de momento. Hay demasiado ruido interestelar desde los captadores más cercanos a la zona. Y aun así, puede que no coincidan con ninguno de los patrones y no podamos averiguar nada.

Pero el supervisor apenas hizo caso, pues estaba completamente concentrado en todos los datos que le llegaban. Z-M43 se puso algo nervioso; era la primera vez que vivía una situación similar. Aunque era pronto y solía ser propenso a tener pensamientos pesimistas, algo le decía que podían estar frente a un descubrimiento de vital importancia. Dejando de lado su cansancio, volvió a centrarse en el importante descubrimiento.

***

Todos estaban excitados. Los colores de los celuloides de toda la sala pasaban del amarillo al rojo a medida que nueva información iba llegando. Z estaba como en trance, ignorando las vibraciones y colores del resto, solicitando distintas informaciones a las redes neuronales y cotejando los datos, introduciendo patrones y analizando la información. Cuando los resultados de los análisis se formaron en su panel palideció. Intentaba recuperar color más vivo, pero tras varias jornadas sin descansar y con un alto nivel de atención, fue incapaz.

—¿Qué ocurre, Z? —inquirió el supervisor.

Z no respondió, sencillamente envió a los paneles del supervisor las conclusiones que tenía delante: había encontrado un organismo evolutivo de tipo tumoral agresivo.

El supervisor adoptó un color escarlata tan luminoso que resultaba molesto. Nunca antes nadie lo había sentido así. Vibraba frenéticamente y mandaba informes y alertas a la colonia matriz donde tanto las redes neuronales como los psicognitivos estaban trabajando en los análisis y en cómo proceder. Habían detectado una de las mayores amenazas y el tiempo jugaba siempre en su contra.

—Z-M43, vaya a suspensión inmediatamente. Las órdenes y procedimientos tardarán en llegar y, cuando eso ocurra, necesitamos que todos estén al máximo de energía.

Z quiso objetar, pero además de saber que era lo que tenía que hacer tampoco estaba con fuerzas para ello. Lentamente, se despegó del panel y agitó sus filamentos para llegar a su habitáculo de reposo. No dejaba de pensar en ello, en la amenaza. Si se confirmaba el hallazgo y los datos recopilados eran correctos, la existencia de su especie y la del resto del Todo corría peligro.

Pensando en todas las acciones que debían tomar llegó a su destino sin darse cuenta. Atravesó la membrana que separaba el pasillo de su morada y enseguida percibió el agua enriquecida fresca y repleta de nutrientes. En apenas unos segundos su color se volvió algo más vivo, pero seguía gris debido a la preocupación y el cansancio.

***

—¡Oh, por fin has llegado! —vibró Sima desde unas oquedades.

El fluido y denso cuerpo sin forma del metaplasmótico ondeó con suma gracia y llegó hasta él. Se enroscó primero y luego recubrió el cuerpo de Z, fundiéndose en un abrazo completo.

—Ya me he enterado de lo ocurrido. Es terrible.

Z tardó en responder. Aunque Sima no había empezado el proceso de reciclaje que transformaría el cansancio en energía, la sensación cuando lo envolvía era siempre tan agradable que disfrutó de aquel momento como si fuese el último.

—Sí, he estado alerta tres jornadas y media. Nada recomendable, te lo aseguro.

Sima lo estrujó un poco, juguetón.

—¿Puedo estrujarte ahora sin que te resistas?

Z emitió un escalofrío y se expandió ligeramente, ofreciendo alguna resistencia, pero estaba tan agotado que no tenía fuerzas.

—Pero preferiría que no lo hicieses. Necesitaré toda la energía disponible. Ya habrá tiempo para eso cuando esto acabe.

«Si acaba», pensó.

—Claro. —Sima redujo su presión y formó agujeros en su cuerpo para crear pequeñas corrientes de agua y que su compañero pudiera nutrirse mejor—. ¿Y ahora qué ocurrirá?

—Bueno, eso está por ver. Si todo se confirma se podrá proceder de varias formas. Dependiendo del grado de desarrollo es posible que solo haya que desintegrar el planeta. Eso acabaría con cualquier forma de vida basada en carbono y fotones. Pero si el nivel de desarrollo y evolutivo es muy avanzado no sería suficiente, ya que podrían haber alcanzado el espacio exterior y serían una amenaza extrema. —Z empezaba a notar cómo su endurecida superficie se iba ablandando a media de Sima empezaba el proceso de reciclaje. Si se centraba en ello era muy agradable, pero especular sobre qué iba a ocurrir le atraía más—. Así que es posible que desde la colonia matriz decidan aplicar una anomalía en el equilibrio.

Sima estuvo en silencio unos instantes, pero al ver que no continuaba, tuvo que preguntar.

—¿Y qué es esa anomalía?

Z agitó sus filamentos.

—Bien, cómo explicarlo… ¿Qué sabes del Otro Lado?

—Sé que existe, pero poco más —respondió Sima.

—Intentaré explicarlo de forma sencilla. Como bien sabes, el 0 es el elemento numérico del que parte toda la numeronomía. Bien, los psicognitivos, que utilizan la numeronomía como representación de la realidad, han representado el Todo con el número 0. Partiendo de una simple descomposición sabes que 0=(+1)+(-1), que por convención llamaremos «energía positiva» y «energía negativa» respectivamente. Nosotros estamos representados como +1, y en el Otro Lado está representado con el -1. Los psicognitivos teorizan que 0=(+0,5)+(+0,5)+(-0,5)+(-0,5), con lo que podrían haber varios «planos» de energías, llamémoslo dimensiones. Si seguimos descomponiendo nos daremos cuenta de que hay n dimensiones con sus respectivos sistemas energéticos. Pero esta es otra historia, no quiero liarte con eso.

»Pues bien, hace unos siglos, un metaprotozoo psicognitivo descubrió cómo pasar de nuestra dimensión energética a la opuesta. Eso, con la representación numérica que te he puesto de ejemplo provocaría un desequilibrio cósmico y produciría el colapso del Todo, pero a escala, un planeta o sistema solar es una cantidad de materia insignificante, despreciable, en el equilibrio de energías entre dimensiones. Imagina el planeta Talins-9: sería como un grano de silíceo en un océano de agua. De esta forma podemos hacer desaparecer amenazas tumorales agresivas antes de que se expandan de forma incontrolable.

Sima se comprimió y cerró los agujeros que había creado en su cuerpo. Rodeó completamente a Z y empezó a girar lentamente sobre sí mismo. Si dejaba que siguiese comunicándose la transición de la consciencia a la suspensión y posterior reciclaje sería mucho más agradable.

—¿Y qué es una amenaza tumoral incontrolable?

—Es algo terrible. —Sus vibraciones eran ahora más tenues—. Empiezan como un proceso natural evolutivo, pero en algún punto se troncan y pierden la noción con su entorno, lo parasitan. Comienzan a reproducirse rápidamente y exterminan cualquier amenaza a su reproducción, que no a su existencia. Esa es una diferencia característica con respecto a otras formas de vida. Agotan los recursos de su planeta y, en vez de volver a la sostenibilidad, saltan al espacio y colonizan otros planetas o satélites, se reproducen más deprisa todavía y se expanden más rápido todavía. Y esto acompañado de avances tecnológicos exponenciales. —Esas últimas vibraciones apenas fueron perceptibles; ya estaba entrando en la suspensión—. No tienen conciencia como especie…

—¿Y no se ha intentado comunicarse con ellos? Tal vez puedan entender los principios básicos del Todo y volver a la senda de la sostenibilidad.

—Ya se intentó. —Z empezaba a perder la consciencia y vibrar para hacerse entender le costaba muchísimo—. No con esta especie en concreto, pero sí con las de su tipo. Lo estudié en las Crónicas Inmateriales de Vigilancia. La sostenibilidad va contra su naturaleza… A pesar de que habrá individuos que sí entiendan el concepto —Z se iba dejando llevar, entrando de lleno en la suspensión—… como especie y tras seguir evolucionando a través de generaciones, vuelven a su forma de ser: reproducción hasta el colapso…

Sima aumentó la velocidad de giro. Z-M43 ya estaba inconsciente y ahora se podría concentrar en su función: entregar su energía y limpiar de desechos el interior de su huésped.

***

Completamente cargado y emitiendo colores vivos, Z-M43 entró en la sala de vigilancia. El agua enriquecida transmitía las vibraciones frenéticas y se notaba que más de uno necesitaba un reciclado. El supervisor U-M09, seguramente extenuado tras tantas jornadas sin descanso, habría sido sustituido por U-M13, .

—Z-M43, se le requiere en su puesto inmediatamente —vibró el nuevo supervisor—. Hay nueva información.

Z agitó sus filamentos con más velocidad y se pegó a su panel. Efectivamente, los nuevos informes de los distintos puntos de observación, alguno de ellos bastante cercano a aquel sistema solar, eran desalentadores. El tumoral agresivo había logrado lanzar fuera de su órbita planetaria numerosos satélites artificiales e incluso se habían detectado alguno de ellos en los planetas más alejados. Aquello era malo.

Una comunicación de la colonia matriz acababa de llegar a su panel. Su excitación se volvió nerviosismo y su color violáceo. Activó la comunicación y percibió con atención.

«Saludos, celuloide Z-M43. Hemos de felicitarle por su descubrimiento. Tanto las redes neuronales como los ancianos psicognitivos han estado trabajando sin descanso. Como descubridor de la amenaza se ha ganado el derecho a formar parte de las redes neuronales una vez su materia orgánica llegue al final de vida. Espero que esto le complazca.»

Z no pudo contener su euforia y sus tonos se volvieron de un esmeralda vivo. Aquello era más de lo que había podido esperar. Iba a formar parte de un todo durante el resto de la eternidad, sin que sus experiencias y conocimientos se perdieran. Seguiría siendo útil.

«Tras numerosos análisis se ha concluido que la especie encontrada está dentro de las llamadas «amenazas totales». Según las predicciones numerónomas de pasado y futuro esta especie será con un grado de probabilidad del 78’3455% la causante del colapso del Todo. Si llegase a expandirse o lanzar satélites artificiales fuera de su sistema, podría significar de nuevo el fin. Lo que no se ha logrado determinar es si su implicación es directa o indirecta. Su fase evolutiva es media en estos momentos, pero crece exponencialmente. Hay que pararlos ya.»

«Durante todo este tiempo realizamos observaciones a los planetas vecinos en busca de formas de vida similares sin que se encontrara nada. No obstante, se han detectado satélites artificiales en todos los planetas que componen el sistema, con lo que lo más probable es que estén a punto de dar el salto y colonizar otros planetas, tal vez en alguno de los satélites en los que las condiciones ambientales sean propicias para su reproducción.»

«Se han iniciado los cálculos para envolver ese sistema solar mediante nudos en los filamentos de unión, recubriéndolo como una red, y que englobará incluso al último de los pequeños planetas. Cuando todo esté dispuesto, se enviará al Otro Lado, lo que provocará que se descomponga instantáneamente a nivel subatómico para ser asimilado por la energía negativa.»

Z se estremeció. ¿Iban a enviar al otro lado un sistema solar entero? La cantidad de energía necesaria para eso era enorme. Debían crear una gran expansión energética y al mismo tiempo crear una inmensa fuerza gravitacional para llegar a la red de envoltura y que se plegara sobre sí misma, enviando al Otro Lado todo lo que hubiese dentro de ella.

«Si se ha preguntado usted por la energía necesaria para el proceso, se va a proceder a utilizar los filamentos para alterar la fisión en el núcleo de la estrella y acelerar el proceso para que se cree una estrella de neutrones. Esa brusquedad liberará la energía necesaria para abrir un agujero con el Otro Lado y que será cerrado cuando los nudos se junten debido a la fuerza gravitatoria generada.»

«Esperemos haberlo logrado a tiempo. Si por algún error no eliminásemos por completo esta forma de vida agresiva y todas sus creaciones, nos enfrentaríamos probablemente al fin del futuro. Puede que nosotros no lo veamos, pero nuestra obligación es preservar al 0 en su perpetuidad.»

«No podemos fallar.»

Z cerró la comunicación. La presión de la responsabilidad oprimió su cuerpo y emitió un estremecimiento. Iban a ser jornadas muy duras.

El proceso de preparación fue largo. Durante ese tiempo el planeta amenaza dio 13’7 vueltas a la órbita de su estrella, mientras se calculaban los parámetros necesarios para enredar todo el sistema solar. Los datos se comprobaban una y otra vez con las redes neuronales y se hacían simulaciones a gran escala, corrigiendo desviaciones o imperfecciones en los nudos de los filamentos. Todo debía cuadrar perfectamente.

Cuando el verde estuvo en cada uno de los paneles de los celuloides, se mandó la conformidad. En algún lugar de la colonia matriz activaron el dispositivo y la estrella de aquel sistema solar implosionó. Los filamentos de unión se fueron cargando de energía hasta llegar a los nudos y entonces, de forma instantánea, todo se plegó sobre sí mismo. Un sistema solar entero había sido engullido sin dejar rastro. Todo había terminado.

Tras un buen periodo de descanso y la alegría generalizada, Z volvió a su rutina de vigilancia. La eternidad le esperaba al final de su vida.

***

Y mientras, a miles de millones de kilómetros de donde antes estaba el Sol, las sondas espaciales Voyager 1 y 2, y Pioneer 10 y 11 habían atravesado la heliopausa vagaban por el espacio interestelar. Quién sabe si alguna de ellas tuvo algo que ver con el posterior colapso del Universo…

Imprimir

  [Fantasía] Amara 2.0
Enviado por: Iramesoj - 04/07/2018 05:16 PM - Foro: Tus historias - Respuestas (21)

Esta versión dista mucho de las colgadas anteriormente. Bueno, ahí va:


CAPITULO 1

Tras una mañana de trabajo, Amara regresaba a su aldea, portando dos pesados cuencos con provisiones para abastecer al pueblo: uno relleno de frutas, y otro relleno de agua. Las otras mujeres realizaban el mismo trabajo que  
ella, pero quedaban muy rezagadas en el camino, ya que era dificil para ellas seguir el ritmo de Amara. De vez en cuando las esperaba, pero aquel día no le apetecía en absoluto hablar con ellas. Mientras seguía su camino, oyó como la llamó una voz infantil.

—¡Amara!

Tras girarse, vio que quien la llamaba era Karie, una niña que parecía admirar mucho a Amara. Aunque a ella no le gustaban los niños, no podía dejar de sentir cierta simpatía por Karie. Se paró para que la niña,que llegaba corriendo y se la veía algo fatigada, se acercara.

—Hola, pequeña—dijo sonriendo levemente.
—¡Eres muy fuerte! Ni mi madre ni las demás pueden alcanzarte nunca. Yo misma me ha cansado al venir hasta aquí, y solo llevo una bolsa pequeña.
—Supongo que así es mejor para vosotras también. Así podeis criticarme—comentó ella intentando decir algo gracioso, pero sin mostrar más efusividad que la leve sonrisa que dedicaba a Karie.
—¡Eso no suele ocurrir! En general, siempre se comenta tu fuerza. La que más suele hablar mal de tí es Nasha. Dice que solo las dejas detrás para hacerte la chula. Que eres una marimacho, y que como eres tan fea, vas a morir sola.

Amara se esperaba todo aquello, siendo que ella y Nasha se conocían desde pequeñas. En cualquier caso le resultaba curioso que de Nasha, cuyo tamaño rozaba el gigantismo, osara meterse con el aspecto físico de otra mujer.

—Bueno, que diga lo que quiera.

Karie dejó de hablar con ella al oir la voz de su madre llamándola. Entonces, al percatarse de que las demás mujeres se aproximaban, Amara siguió su camino. Tras dejar su carga donde correspondía, entró en su choza. Otros días prefería tirar con su arco o luchar contra sus amigos, pero ese día se encontraba especialmente sensible por los recuerdos del pasado, pues resultaba muy duro para ella que sus dos padres hubieran sido asesinados hace años en la guerra que su aldea mantenía con las tribus cercanas. Se recostó contra una pared y dio rienda suelta a sus pensamientos íntimos. Estaba harta de una vida tan llena de sufrimiento; por mucha comida que se consiguiera siempre había escasez, lo que provocaba las guerras, razón por la cual ella vivía con el terror de ser asesinada, y también por la que acarreaba experiencias dolorosas sobre perder a aquellos a quienes amaba. Se veía a sí misma como una carga, pues ella era una boca más que alimentar en una zona donde había pocos recursos, y como recolectora de agua y frutas no realizaba una labor fundamental. De repente una voz le sacó de sus reflexiones:

—¡Hola Amara! Tengo algo para ti. —Se trataba de Kalule, uno de los amigos de Amara, que asomaba por la entrada.
—¡Hola!—dijo ella, alegrándose por la visita. Antes de poder continuar hablando, Kalule se adentró en su choza y retomó la palabra.
—Lo he traído escondido, ya que el hambre saca lo peor de nosotros, y podrían robármelo por el camino; así como te lo intentarán robar a ti si saben que lo tienes. —Tras decir esto, abrió una pequeña bolsa que llevaba y sacó un conejo especialmente grande.
—Como ves, es bastante más gordo que la mayoría de los que solemos coger. ¡Espero que lo disfrutes!
—¡Gracias, muchas gracias! —Dijo ella dándole un abrazo—. Pero me parece mal comérmelo yo sola, si lo has cazado tú.
—¡No te preocupes! He cazado dos esta mañana del mismo tamaño; así que me parece justo que nos quedemos uno cada uno. Yo ya me voy, que tengo que volver a mis obligaciones. Seguiremos hablando más tranquilamente cuando tengamos un rato.
—¡Adiós, Kalule! ¡Y muchas gracias!

Ella estaba acostumbrada a pequeños detalles como este, pues sus amigos se portaban bien con ella, pero aún así siempre se conmovía en esas situaciones. La alegría que ahora sentía estaba mezclada con ansiedad, pues sabía por una parte que debía comerlo cuanto antes para evitar que se echara a perder. Y por otra parte, sabía que tal como le había advertido su amigo, existía el riesgo de que alguien tratara de robárselo. Decidió, por tanto, que ahora lo desollaría tranquilamente, y cuando comenzara a caer la noche, iría a la orilla del río con el conejo guardado en un pequeño saco para ocultarlo a los ojos de los demás. Allí lo freiría y se lo comería en solitario. Las horas previas a que comenzara a oscurecer estuvo pegada a su futura cena, custodiándola con celo, pues aunque ella era más capaz de enumerar a aquellos que no se lo robarían nunca que aquellos que pudieran hacerlo, estos últimos no eran precisamente pocos, y la sola posibilidad de que eso ocurriera ya se le antojaba terrible. Cuando la luz del sol comenzaba a ocultarse, Amara salió de su choza con la pequeña bolsa donde guardaba su cena, un pequeño cuenco y dos pedernales, y comenzó a andar hacia el río apresuradamente. De repente, sintió como una rama gruesa se partía en su cabeza, y se desplomó llena de dolor. Apretó los dientes e intentó moverse, pero le dolía tanto la cabeza que le costaba realizar cualquier acción.

—Incluso a tí se te puede pillar desprevenida, Amara. ¡Gracias por el regalo, me lo comeré a tu salud!

Esa voz era inconfundible, y más con ese tono burlón: se trataba de Nasha. No podía consentir que, precisamente ella, le robara la comida. Despues de que su ladrona cogiera su conejo y se alejara varios pasos de ella, Amara se incorporó. Le costaba mucho mantenerse de pie debido al dolor, pero corrió tras su enemiga, que al oir los pasos, quedó estupefacta: no pensaba que pudiera mostrar algún vigor después de aquel golpe. Al volverse boquiabierta, recibió un puñetazo en la cara.

—¡Devuelveme mi comida!

Nasha era la única mujer del pueblo que quizá pudiera rivalizar en fuerza con Amara, especialmente ahora que ésta estaba en desventaja debido al fuerte dolor de su cabeza. No obstante, no pudo aprovecharse de esta ventaja debido a que quedó paralizada por la sorpresa y el miedo. Amara consiguió tirarla al suelo empujándola y haciendola caer al poner su pierna derecha tras los pies de su rival, y hecho esto, tomó una rama gruesa del suelo y se la partió en la cabeza, noqueándola. Una vez hecho esto, finalmente cayó inconsciente sobre el pecho de su rival, que yacía en el suelo. Le había costado mucho no desplomarse antes, pero el orgullo la había mantenido con fuerza.

***

Poco antes del amanecer, las dos mujeres recobraron el conocimiento. Ambas estaban aturdidas y faltas de energía. Al incorporarse, se miraron con rabia. El conejo estaba junto a ellas, y hormigas y moscas comenzaban a acercarse a él. Ambas temían que se echara a perder, por lo que comenzaron a pelear entre ellas sin mediar palabra.

—¡No te creas que me das miedo porque digan que eres la más fuerte! A mi lado, eres una enana.—dijo Nasha mientras intentaba encajar golpes a su rival.
—¡Mientras tú hacías el vago, la enana entrenaba!¡Soy más fuerte que tú, estúpida!—Contestó Amara mientras golpeaba a su enemiga.

Nasha estaba llevándose más golpes, pero estaba resistiendo muy bien la golpiza, y Amara también se estaba llevando algún golpe que otro. No parecía que aquella pelea fuera a acabar rápido. Debido a su desventaja en el combate cuerpo a cuerpo, Nasha planeó una estrategía: tenía que llevarse a su contrincante al acantilado y hacerla caer. Si le salía bien, quedaría ensangrentada al despeñarse contra las rocas y finalmente caería en el río, donde su sangre atraería a las pirañas. Si le salía bien, se desharía de ella para siempre y parecería un accidente. Con tal estrategia, comenzó a retroceder y a poner cara de desesperación, para que su rival se confiase, y de ese modo llegaron a una zona alta, por debajo de la cual pasaba el río, y ahora Nasha solo tenía que tirarla allí. La agarró de los cabellos y le dió un puñetazo en la cara, y aprovechó el aturdimiento de Amara para intentar tirarla al río. Pero su rival, a continuación, le propinó una lluvia del golpes que fue demasiado para ella, que la soltó y terminó cayendo al río. Nasha se protegió la cabeza con los brazos, y fue cayendo sobre las afiladas rocas del acantilado, magullando su cuerpo. Deseaba proferir los peores insultos y maldiciones, pero el dolor le impedía articular palabras coherentes. Finalmente cayó al río, y estaba demasiado herida como para salir nadando, pero al haberse protegido la cabeza, seguía consciente. Intentó mover los brazos y las piernas para salir del agua pero solo hizo torpes aleteos. Por lo menos antes de morir lanzaría la peor de las maldiciones.

—¡Amara, puta!¡Ojalá te violen!¡Ojalá tus hijos nazcan muertos!

Al ver la situación, Amara se llevó asustada la mano a la boca, y comenzó a vomitar bilis, que era lo único que tenía en su estómago al no haber comido desde el día anterior. A los pocos segundos, se desmayó debido a las fuertes emociones y a la falta de energía.

***

Tras una mañana en la que habían partido para cazar, los hermanos Aganju y Chane llevaban un antílope muerto, con sus patas atadas a un palo largo, que llevaban juntos sosteniendo cada uno un extremo. De repente, al pasar por el río vieron un desagradable espectáculo: las pirañas se estaban comiendo a Nasha, una aldeana que conocían muy bien. Alarmados, dejaron su presa en el suelo y Aganju alargó el brazo, tomando el de Nasha y sacándola del agua. Al sacarla observó que aquellos fieros peces habían devorado su vientre, y estaba condenada a morir.

«Aunque sea una mujer tan canalla, debo ayudarla. Va a morir, pero tengo que saber qué pasó», pensó Aganju mientras golpeaba su espalda para que escupiera agua y pudiera hablar. Nasha abrió su ojo derecho, pues el izquierdo había sido devorado, y miró a los dos cazadores de un modo lastimero.

—Ha... sido... A...ma...ra.

Dicho eso, apretó los dientes por el dolor que sentía. Mientras, Chane tocó el hombro de su hermano y señaló hacia arriba: Amara estaba al borde del abismo que estaba en frente del río, inconsciente. Eso daba credibilidad a las palabras de Nasha. Aganju miró a la moribunda mujer con repugnancia. «Si Amara te tiró al río, es que algo le hiciste tú. Al menos no te daré muerte para aliviarte de la agonía, como haría si fuera ella la que estuviera en tu lugar». Ambos corrieron hacia donde Amara estaba, llevando de nuevo la carga del antílope. La encontraron llena de sangre y con señales de lucha en su cara. Sabiendo lo que sabían, su deber de aldeanos era capturarla, y eso harían aunque les pesara. Tras comprobar que respiraba y no tenía heridas mortales, Chane la reanimó zarandeandola por los hombros, y en cuanto abrió los ojos, la dejaron tranquila. Era obvio que no podía escapar, pues estaba claramente falta de energía. Aganju tomó la palabra

—Nasha está muriendo, si no ha muerto ya, pero antes nos dijo que tú la tiraste a las pirañas.
—¡Yo no quería que eso pasara!—exclamó ella, llena de temor—. Ella intentó robarme...
—Perdona que no quiera escucharte, pero me duele mucho tener que capturarte, y sabiendo lo que pasó me dolerá aún más, pues sé que Nasha era la maldad hecha mujer. No es la única que ha robado comida, pero ella disfruta haciendolo, siendo pequeña disfrutaba de abusar de niños más débiles que ella y sería mucho más capaz de matar que tú. Pero lo que sabemos es que ella te ha acusado de matarla tirándola al río, y tenemos que capturarte.

Amara conocía a Aganju. No era amigo suyo, y tenía un enorme sentido del deber y mucho interés por mantener el orden en la aldea. Chane, por otra parte, siembre tuvo su voluntad subordinada a su hermano, y era hombre de pocas palabras. Y aunque no estuviera tan agotada como estaba, ellos eran dos, y cualquiera de ellos era más fuerte que Nasha, por lo que decidió que si la iban a capturar, que fuera con dignidad, y con la misma dignidad moriría si decidían ejecutarla.

—Está bien, pero dadme un trozo de ese antílope aunque sea crudo, no como desde ayer, y vomité justo antes de desmayarme.

Los hermanos se miraron, y Chane cortó un trozo de carne, que se lo dió a Amara, quien lo comió con rapidez. Una vez hubo terminado, Aganju la inmovilizó y, mientras la sostenía contra el suelo, su hermano ataba sus pies de modo que pudiera dar pequeños pasos, pero no correr. Hecho esto, le ataron las manos por delante de tal modo que redujeran lo suficiente sus movimientos para no poder escapar, pero que pudiera llevarse comida a la boca. Así, podrían mantenerla atada hasta que fuera juzgada. Antes de emprender la marcha al pueblo, Chane fue a buscar los restos de Nasha como prueba inculpatoria, mientras Aganju limpiaba la cara y las piernas de Amara para que no llegara ensangrentada a la aldea. Aun con las manos atadas, Amara llevó el antílope con ayuda de Aganju, mientras Chane llevaba en un saco los restos de Nasha, que una vez los encontró, la vida ya se había escapado de aquel cuerpo.

Cuando llegaron al pueblo, todos quedaron sorprendidos al ver a Amara hecha presa. Sus amigos se sintieron llenos de dolor, pero no podían acercarse a ella porque no estaba permitido acercarse a los presos hasta que eran introducidos en la choza donde se les custodiaba hasta el juicio. Aganju tomó los utensilios de Amara y los dejó en la choza donde ella vivía, mientras el pueblo miraba atónito la escena, y gritaban pidiendo explicaciones sobre lo sucedido.

—¡Callaos todos!—dijo Aganju molesto—. Aquí solo juzga el consejo de sabios. No tengo por qué daros explicaciones de nada. Si alguien se pone tonto, sabeis que va a ser peor.

Dicho esto, Aganju vio entre las multitudes a los amigos de su prisionera, y supo que esto le haría enormemente impopular. Los dos hermanos aceleraron el paso y llevaron a su prisionera a la choza donde encerraban a los sospechosos de un delito castigado con pena de muerte. Hecho esto, no se dirigieron más a ella, y salieron de la habitación dejándola sola.

Sola, encerrada y atada, Amara comenzó a llorar: probablemente iba a morir etiquetada injustamente como asesina. Cuando se le secaron los ojos, pasó varias horas preguntándose qué se diría de este asunto en la aldea. También se preguntó cómo es que Nasha la había atacado, pues eso implicaba que ella sabía que le habían regalado comida. Kalule le dijo que había tenido mucho cuidado de que no le vieran, por tanto, quizá Nasha la vio alejarse del poblado con el saco cuando empezaba a caer la noche, y la siguió. Bien pensado, tampoco le resultaba lógico, pues era imposible que la hubiera seguido con tanto sigilo. Por tanto, Nasha debió de enterarse de algún modo de que le habían regalado comida, y al ver hacia donde se iba con intención de comerse el conejo, la adelantó por otro camino más largo, pero apresurándose más para esperarla agazapada. Y en cuanto pudo, la golpeó a traición. Eso significaba que Kalule había cometido algún error, y que Nasha era muy astuta. Cuando comenzó a caer la noche, vino alguien a visitarla.

—Hola, Amara.—Saludó aquel hombre con la frialdad que le caracterizaba. Se trataba de Kibwe, su mejor amigo.
—¡Kibwe! Me alegro mucho de verte —dijo con sinceridad, pues cuando alguien está en una situación tan crítica es cuando más agradece los gestos de afecto—. Esperaba que vinieras a verme en un momento como este.
—Se está hablando mucho de esto, y tienes las de perder. Siempre has gozado de mejor fama que Nasha, pero no obstante, su padre y su tío son miembros influyentes en el consejo de sabios, y van a votar a favor de tu ejecución. Además, lo único que sabemos por el momento es el testimonio de Aganju y Chane, y es un testimonio que no te va a ayudar en absoluto.
—Van a matarme...
—Probablemente, pero hasta que llegue el momento aún hay esperanza. Ahora, quiero oir tu versión.
—Gracias, sabía que puedo confiar en tí. Kalule me regaló un conejo, y fui a comermelo a solas, de noche. Pensaba freirlo pero Nasha me atacó para quitarmelo...durante la pelea, ella cayó al río y...
—¿Pero cómo se la comieron tan rápido?
—Ella sangró mucho al despeñarse contra las rocas.
—Comprendo. Te creo, pero dificilmente te va a ayudar tu versión. Escucha—y aquí bajó la voz para evitar problemas si le oían los guardias—, tus amigos desábamos ayudarte a escapar, pero nos ha sido imposible. Queríamos poner hierbas del sueño en los cántaros de agua que los guardias usan para beber. Entonces se quedarían dormidos, te desataría y podrías salir corriendo del pueblo. Respecto a los encargados de hacer guardia hoy para que no ataquen el pueblo, también les echaríamos hierbas en su agua. Podrías huir y nadie sabría que te ayudamos, porque los guardias se habrían quedado dormidos y no habrían visto nada, y Kalule y Kwame los reemplazarían escondidos en los árboles más cercanos a la entrada de la aldea para mantener protegida la aldea. Lamentablemente el plan es imposible. Saben que somos tus amigos y no nos quitan el ojo de encima. Lamentamos haberte fallado.
—Ese plan sería una locura—dijo en voz baja para que no la oyeran—Sola en la selva moriré en cuestión de tiempo, por lo que solo retrasaríais mi muerte. Os jugaríais mucho solo para conseguir muy poco. De todos modos, te doy las gracias por tu intención, y me despido de tí. Hemos luchado muchas veces y me has enseñado mucho. Y siempre me has ayudado en los momentos difíciles. Lo he pasado muy bien contigo y es una pena que quizá no volvamos a vernos, pero siempre te recordaré.
—Sé que quieres a tu gente, pero aquí no has sido feliz, y una parte de ti ha anhelado huir siempre. Odias la guerra y el hambre, y has vivido con miedo y sin esperanza. Lamento mucho que las cosas hayan sido así. Te merecías ser feliz y no has podido serlo.

A Amara le sorprendió lo bien que la conocía su amigo, pues describió muy bien sus sentimientos. Sus palabras eran muy duras, pero ella estaba acostumbrada a su falta de tacto: él decía las cosas como las pensaba, aunque resultaran dolorosas. En esos momentos fue cuando entraron los guardias.

—Se acabó la visita, es hora de juzgarla.

Kibwe asintió. Se volvió hacia ella, la abrazó, y antes de separarse le susurró: «Suerte. Estaré allí para defenderte, y como yo, muchos». Tras soltarla, se alejó con paso rápido. Los guardias tomaron a Amara de los brazos y la sacaron de la choza.

Imprimir

  Pasen películas
Enviado por: Kelsier - 04/07/2018 11:56 AM - Foro: Fuera de tema - Respuestas (4)

pues eso alguna buena película para ver, todo esta de hueva. Maldita selección de México no dio una se los follaron y ps todo muy apatico alguien que pase una película buena que espero no conocer.

P.D. ojala Neymar se rompa las piernas y no juegue nunca mas.

Imprimir

  [Fantasía] El mundo podrido
Enviado por: Enigmaticos - 29/06/2018 03:50 AM - Foro: Tus historias - Respuestas (3)

Ethéleni el imperio

Un día caluroso y el sol no era más que el desencadenante de los chorros de sudor. Los fuertes vientos  del este a oeste traían el desorden habitual. EL capitán, un tipo alto con características rudas y grotescas debido a que  cada exhalada e inhalada su gran nariz deja entrever los pelos nasales desparramando mocos por doquier añadiendo su tos incesante acompañada de flemas decorando el espacio con todos los colores verduscos grisáceos, vomitivo a la vista de cualquiera que se atreva a fisgonear. La tripulación acepto el hecho de que un buen botín  te hace merecedor de aguantar lo más desagradable o inmundo de una vida de mar a hurtadillas de la ley arrastrando penas de muerte al compás  de la marea.  Si hubieran sido una gran compañía naviera la situación seria diferente.

No hay un lugar más fiero que una nave de pirata sigilosa peligrosa en la fría noche con saqueadores asesinos y corsarios, pero a la luz del día se transformaba en  una nave de transporte mercante o servicios diversos atestados de marineros joviales  de muchas naciones, en ocasiones se ponen bajo el mando  del mejor postor. Un buen trato un buen negocio.
Solo hay prisa en el peligro de una tormenta, solo hay descanso en aguas templadas, duermes cuando ya no tienes nada que hacer  aunque era lo habitual ese no era el día. Luego de tremenda tempestad que se registraba desde hacía épocas. Y con esta suerte aquella nave surcaba las costas Koldenianas, una serie de puertos a kilómetros o poco menos, muchos otros hasta donde la vista pueda llegar. La sensación de hogar, la sensación de riqueza puedes oír las monedas mientras cierras los ojos, otros buscando donde asentarse luego de ser vetados de su nación, diferentes razones de viaje transacciones exitosas con tratos que no se pueden cortar a bordo o media aventura.

Empezando un novato llamado Ismael, un joven aventurero de esos que son contratados en el  primer barco en puerto. Huyo de casa al presentarse la leva y pronto servicio de jóvenes a su majestad, un joven ambicioso y temeroso  ve en aquel barco el inicio de sus aventuras. las promesas de buena paga son tentadoras al inicio, Este no es el caso a pesar de las advertencias el mozuelo cernió resina en vez del líquido azulejo, ocasionando que dos tripulantes quedaran pegados  vociferándole  a mil demonios a diestra y siniestra.

Ediér allen bahatmeel  se sentía alegre y burlón, ver a la tripulación ir de lado en lado tropezando  empujando y dando coscorrones a sus camaradas, un qui lombo sobre mar. Aquel viaje era muy apacible no presentaba problema alguno más la tripulación quejumbrosa  de costumbre con superiores malhumorados  corriendo de inicio  hasta el final no había espacio sin llenar. Estaba en la borda contemplando el atardecer, las gaviotas junto a delfines siguiendo el navío desde hace dos lunas.  un gran traductor de mediana edad, estatura alta, cabellos lacios un rostro afilado y el singular lunar en la mejilla derecha decorando su apuesto rostro. De familia noble dedicada al comercio dueños de acciones en compañías de nivel mundial, ese año se embarcaron a la gran ciudad de Hitat-dradt, una joya del mediterráneo sur oriental, defendible por mar y tierra, el cuarto reducto etheleni  dominante de la oikumene de ese tiempo.

Las guerras en el mediterráneo opacaron el ambiente a nivel mundial, esto hizo que grandes familias acaudaladas huyan, los comerciantes abandonan cualquier acción de sangrar a clientes en apuros, hasta la servidumbre dejada a su suerte no le queda más que pedir clemencia. Los enfrentamientos en las costas dejaron secuela en las rutas comerciales ya que cada nación era una ratonera, la marina real no dejaba pasar nada destruyendo todo aunque se tratara de una barcaza derruida, los ejércitos dejan una suculenta devastación donde pasaban y sumando el gran botín que estos amontonaban, ya nada sería como antes para desdichado país.

El formaba parte de alguna comitiva real tales como tratados de paz, reuniones  que de mal en peor agitaban a ambas partes, de vez en cuando las voces se aleaban en un vibrante tono y  contrapuntos. Un coro de mierdas lanzadas en palabras hirientes a la madre patria. Un par de guardias y un general imponente bastaba para calmar la gresca, todo lo contrario el disfrutaba de aquellas escenas si su ostentosa bolsa de cuero siempre amarrada en su cintura estaba llena además no tenía problema alguno si empeoraba la situación.
El general  branto, máxima figura del reino mediterráneo de Cressonte esperaba  con treinta mil infantes y cuatrocientas naves de guerra impulsadas con energía , armadas con la tecnología destructiva apabullante, sin más que decir cressonte contaba con avances tecnológicos genéricos pero no tan importantes para las batallas llevadas en esa región.
Cressonte contaba con los bastos servicios de Ediér en la diplomacia, su dominio en las lenguas de la época era casi tan bueno como el de los traductores de alcurnia. Aquel día el sol no llego a su esplendor, no existía la armonía, las murallas de cinco metros de ancho y diez de alto reforzadas con materiales más duros como la roca misma se sintieron amenazadas y pronto vulneradas, Las tropas enemigas avanzaban marchando al unísono de mil voces multiplicado por ochenta. La estrategia prevista del general dio un giro inesperado, sus tropas estaban acantonadas en las murallas cerca a la costa, la ciudad había bajado la guardia en su sector más fuerte.
Ediér observó alguna señal para dar inicio a la negociación, no preveía lo que se venía. De pronto el temor vino a el, no había diplomacia el istmo ya no era seguro, las enormes puertas eran traspasadas, el asedio ya estaba dándose.
Sin más que decir o lamentar se apresuró al palacio, ensillo su caballo y partió sin mirar atrás rumbo al puerto más distante fuera de la visión de aquel ejercito perturbador.
Han pasado veinte días desde la huida, ahora se encuentra a bordo del “escarcha verde”.

Imprimir

  ¡Blogs! ¿Te gustan? ¿Los lees? ¿Los coleccionas? ¿Tienes uno?
Enviado por: Haradrim - 26/06/2018 12:08 AM - Foro: Fuera de tema - Respuestas (2)

Pues a mi me gustan bastante, aunque obviamente depende mucho del tema y la naturaleza del blog.

Aqui les recomiendo algunos de A B C temas:

http://elespejogotico.blogspot.com/ sobre literatura gotica, de terror y fantasia en general, incluye muchos cuentos completos.

http://mitosmonstruosyleyendas.blogspot.com/ tal como dice el titulo, es un blog sobre leyendas, mitos, historias paranormales y creeppypastas.

[http://losleotardosverdes.blogspot.com/ articulos y reseñas de libros, peliculas y series desde una perspectiva feminista interseccional.

https://www.anfrix.com/ un blog muy interesante lleno de curiosos datos culturales sobre historia, literatura, ciencia, paises, curiosidades y de todo lo demas.

Aprovecho de recomendarles uno de los mios: http://mapasdemundosinexistentes.blogspot.com/ Mapas de Fantasia y Epica sobre mapas... de fantasia, tal como dice el titulo.

¿Y cuales recomiendan ustedes?

Imprimir